Desde San Leonardo entramos en la provincia de Burgos en dirección a Vilviestre del Pinar, localidad con numerosas casas y palacios, presididos por la iglesia de San Martín.
 
De nuevo en la carretera llegamos a Quintanar de la Sierra (donde se encuentra la iglesia de San Cristóbal y la ermita de Nuestra Sra. de la Guía).
 
En los alrededores, en el Comunero de Revenga, se encuentra la necrópolis alto medieval de Cuyacabras, rocas en las que se han labrado 166 tumbas y 13 nichos.
En sus proximidades hallamos la Cueva Andrés (que contiene en su interior restos de un altar).
 
Desde Quintanar la carretera asciende entre pinos hasta Neila; unos kilómetros antes tomamos un desvío que nos conduce, por una pista señalizada, a Las Lagunas de Neila, todas ellas de origen glaciar.
Al bajar nos asomaremos a un impresionante mirador de la sierra.
Ya en Neila, localidad de peculiar estilo serrano podremos visitar su interesante iglesia, casas y palacios como el de los Márquez.
 
Pasando Duruelo de la Sierra, se asciende a Castroviejo, paraje natural de gran belleza situado en las faldas de la sierra de Urbión.
 
Bajando de nuevo al pueblo, volvemos hacia atrás hasta un cruce de un camino forestal asfaltado, con un firme irregular, que tras una fuerte ascensión, justo en la cumbre, nos permite desviarnos por un camino de tierra que sigue subiendo hasta el espléndido mirador de Cabeza Alta, donde hay un puesto de observación contra incendios.
 
Desde aquí volvemos de nuevo a la pista y nos dirigimos de regreso a San Leonardo.

Comparte esta Página